miércoles, 2 de julio de 2008

Sin rumbo fijo



Siempre quise hacer el equipaje sin saber qué rumbo tomar y decidirme cuando llegara al aeropuerto o a una estación de tren. Hoy tengo la oportunidad de hacer eso, y me parece que es el mejor momento para darme ese gusto. Por un lado, porque quiero hacerlo, por otro, porque tengo tiempo libre, y en último lugar, porque no tengo compromiso con nadie en estos días. Lo cierto es que no sabía que tendría tantos días libres y no planeé nada, pero creo que me hará bien hacer "lo que se me pegue la gana", sin planes trazados y sin tener que preocuparme por el tiempo, la agenda, ni nada de eso... Soy libre, nadie me espera en ningún lugar (para bien o para mal) y eso lo tengo que aprovechar ahora, porque no creo que tanta libertad me vaya a durar toda la vida.

Mientras escribo preparo mi equipaje... no voy a llevar tantas cosas, pero algo que de seguro va incluido son los libros que leo en este momento y mi ipod, porque no puedo vivir sin la lectura y la música. El celular, lo llevaré sólo en caso de requerirlo para comunicarme, pero estará apagado la mayor parte del tiempo. Lo que definitivamente no llevaré es mi computadora; antes de irme, la empaco y la dejo en casa, así que prácticamente no voy a estar virtualmente.

Ahora me despido por el corto plazo que no voy a estar, y me voy rumbo a donde me lleven el viento... y mis ganas. Puede que vivir sólo un instante a la vez sea justo lo que necesito en estos momentos.

7 comentarios:

ONUBIUS dijo...

Que suerte que tienes, no se cuanto daría en estos momentos por desaparecer empujado por el viento sin lugar predeterminado a donde ir, vaciar las alforjas de todo lo acumulado y volar sintiéndome inocuo por unos días...Por cierto...encantado y siempre seras bienvenida por mis letras...Abrazssusss....Jose

Pd:
Que lo pases de autentico lujo....

Mariana dijo...

Que tengas un lindo viaje!
Disfruta cada instante, de vos depende que sea maravilloso, esfuerzate porque asi sea!.
Un beso enorme
Mariana

Blogger a tiempo parcial dijo...

a pasarlo bién...yo una vez hize una cosa así...me preparé una mochila...el mínimo de ropa..un libro, un cuadereno, el mp3 y la cámara de fotos..me fuí a la estación de Atocha en Madrid y dije: A donde????
Acabé en Coruña.....

Pablo Mariosa dijo...

¡Éxitos para el emprendimiento de esta aventura!
Un amigo diría que vas a estar "donde el viento va". Y sí, hay que aprovechar esas etapas de libertad para explorar lo externo y lo interno.
Espero que, cuando estés de vuelta, compartas con quienes pasamos por tu blog algunas de tus experiencias.
Saludos desde Argentina,
Pablo

Britanny dijo...

Dí que sí, aprovecha hasta donde te lleve el viento y pasa unos días de paz interior y disfrute de ti misma. Pero eso sí, cuando vuelvas nos cuentas eh!. Para entonces pásate por aquí y recoge TU PREMIO: http://diariodeunaneurotica3.blogspot.com/2008/07/dita-me-ha-dado-un-premio.html
Dita me lo concedió a mí y yo creo que tú eres la mejor persona que se me ocurre que también lo merece. Felicidades!

simplemente yo dijo...

Me parece una gran idea.. ojala yo fuera capaz de ser tan valiente... Ya nos contarás q tal te han ido las cosas ... SUerte y disfruta de tu viaje.. besos

Hada dijo...

Como todos notarán, el viajecito me cayó de maravillas. Hay muchas cosas que les podría contar de eso, empezando por lo que cuento en mi última entrada de blog. Sé que a muchos les pareceré una viajera insaciable, pero ya tengo ganas de repetir otra aventura parecida... pero en otra ciudad de otro país ;-)

Saludos y gracias por sus comentarios.