lunes, 22 de febrero de 2010

Noti - rápidas


Trabajo:
Sigo ocupada, porque el período difícil aún no pasa; sin embargo, espero sentirme más aliviada de trabajo dentro de poco, ya que recientemente me contrataron un asistente a tiempo completo, el cual se ha adaptado perfectamente bien al ritmo de trabajo.

Familia:
Todos están bien, pero sólo los veo los fines de semana. El sábado pasado pasé el día completo con mis sobrinas y las consentí como nunca. Las llevé de compras, a almorzar cerca de la playa, al centro de visitantes del canal de Panamá, y a un parque de juegos mecánicos. Como resultado, ellas terminaron el día felices y también yo, aunque con muy pocas energías.

Amigos:
Algunos están trabajando tanto como yo, dos están preparando su boda para este año, otros están estudiando, y el resto, de viaje. Rafa me dejó el apartamento para mí sola desde el 15 de enero y se fue a vivir solo (según él). Empiezo a detestar el espacio vacío que dejó y estoy ideando qué hacer con esa habitación... si pudiera tirarla por una ventana lo haría. Lo peor es que olvidé por completo con qué llenaba ese espacio antes.

Días libres y vacaciones:
Tuve unos días libres durante los carnavales, los cuales aproveché para descansar y hacer algunas actividades con familiares y amigos. Mis próximas vacaciones serán a finales de abril y ya tengo las principales reservas confirmadas. Ya mi jefe sabe que cambiar las fechas de mis vacaciones sería equivalente a cometer un pecado capital.

Viajes:
No he hecho ninguno en lo que va del año, sin embargo, tengo tres viajes de trabajo programados para el primer semestre del año y uno de placer que programé en mis vacaciones. Por cierto, tengo el pasaporte vencido y tengo que renovarlo esta semana.

Salud:
En general estoy bien, a pesar de haber perdido 6 kls (13.2 lbs) desde diciembre de 2009. Me hice un análisis médico y descubrí que soy alérgica al polvo de casa, al polen, a los gatos, a la hierba y a los caballos, por lo que debo evitarlos o medicarme si estaré expuesta a ellos.

Entretenimientos:
Finalmente actualicé mi ipod, además, aproveché algo del tiempo libre que tuve en carnavales para pintar y reorganizar mi habitación. Estoy leyendo Rex Angelorum, de Eduardo Verdurmen, y tuve la oportunidad de conocer al autor de libro mientras leía ni nueva adquisición afuera de las salas de un cine de la ciudad. Una curiosa casualidad, pero que no dejó de ser agradable... además, obtuve su autógrafo sin tener que hacer largas filas.

En cuanto al tonto:
Sigo a 5684 Km de él, con una cuenta regresiva que va por 64 días (lo que coincide con mis próximas vacaciones), haciendo llamadas o intercambiando sms de vez en vez, y extrañando ciertos alfajores y cientos de cosas más que sólo puedo tener en el kilómetro cero. Anoche soñé con él, gracias a la sugerencia que él me hizo de dormír con la "remera mágica" que me regaló hace un año; efectivamente, tuve dulces sueños, y sentí que despertaba en uno de sus abrazos.